Qué es el dolor de cadera

El dolor de cadera es una queja común que puede ser resultado de una amplia variedad de problemas. La ubicación precisa de este dolor puede proporcionar pistas valiosas sobre la causa subyacente. Los problemas dentro de la articulación de la cadera provocan dolor en el interior de esta o la ingle.

Centro de Ortopedia Integral. Regístrate y obtén una consulta de valoración a un precio especial clic aquí

Dolor de caderaEl dolor de cadera puede ser causado por enfermedades y afecciones en otras áreas del cuerpo. La mayoría de los dolores tiene una explicación simple. Por ejemplo, el exceso de actividad física. Por lo general el dolor de cadera se presenta por tejidos blandos tensos o inflamados, como los tendones, y a menudo desaparece en pocos días. El dolor de cadera permanente puede ser resultado de condiciones específicas.

El dolor causado por un problema en la articulación de la cadera se puede sentir en la ingle, en la parte delantera de la pierna y en la rodilla. A veces, el dolor de rodilla es señal de un problema de cadera. Esto se llama dolor referido y es bastante común. El dolor de cadera también se puede sentir en la parte externa de esta o en la nalga, aunque el dolor en esta área también puede ser causado por problemas en la parte baja de la columna.

Causas y síntomas del dolor de cadera

La cadera es propensa a varios tipos de lesiones, por ejemplo, un accidente automovilístico o una caída que rompa un hueso o desajuste la cabeza del fémur. En otros casos puede ser debido a articulaciones comprometidas por deformidades congénitas u osteoporosis. Esto puede hacer vulnerable a la cadera a una lesión por un trauma menor.

Cadera rota

Una fractura de cadera puede ocurrir a cualquier edad. Sin embargo, es más común en personas de 65 años o más, especialmente mujeres con osteoporosis. En una persona más joven con huesos sanos, es posible que se requiera una lesión grave como un accidente automovilístico para romper una cadera. Cuando una persona padece osteoporosis incluso una caída menor puede provocar una fractura.

Bursitis

La bursitis es hinchazón e inflamación de los sacos llenos de líquido, las bolsas, que amortiguan y lubrican las articulaciones. La inflamación de una bolsa situada entre la protuberancia ósea en el lado de la cadera (el trocánter mayor) y el tendón que pasa sobre ella causa dolor y dolor en la cadera y en la parte externa del muslo. Conocida como bursitis trocantérea, se agrava al caminar o con cualquier actividad que hace que el tendón se mueva sobre el hueso.

Dislocación

Una dislocación ocurre cuando la esfera en la parte superior del fémur (cabeza) se sale de la órbita (acetábulo), causando dolor severo e incapacidad para mover la pierna. Por lo general, se requiere una gran fuerza, ya sea un accidente o una caída severa, para causar una dislocación de cadera. Sin embargo, nacer con un acetábulo poco profundo o displasia de cadera hace que la luxación sea más probable. La displasia de cadera es una deformación congénita en la que la articulación de la cadera está desalineada. A menudo, los ligamentos de la cadera se dañan si la cadera se disloca.

Dolor de cadera: desgarro de labrumDesgarro de labrum

Una rotura del labrum de la cadera es un daño al cartílago que rodea el hueso del acetábulo de la pelvis. Esto puede ocurrir como resultado del uso repetitivo de la cadera y se puede ver en las primeras etapas de la osteoartritis, o puede ser causado por una lesión como una caída o un accidente que provoque una rotación excesiva de la articulación.

Síndrome de la cadera en chasquido

Este trastorno se caracteriza por una sensación de chasquido en la cadera, con o sin ruido y dolor, cuando la cadera está extendida. El síndrome de la cadera en chasquido puede ocurrir cuando las bandas de tejido conectivo que sostienen la cadera se engrosan y no deslizan con facilidad hacia delante y hacia atrás. A menudo, las bolsas que están debajo también se inflaman y duelen. El síndrome de la cadera en chasquido puede ocurrir en atletas como bailarinas de ballet, gimnastas, corredores, levantadores de pesas y jugadores de fútbol. Esto debido al resultado de un uso repetitivo y vigoroso de la cadera y otras lesiones.

Dolor de ciática

El dolor del nervio ciático suele comenzar en la parte inferior de la espalda e irradiar hacia las nalgas y hacia la parte frontal o lateral de la cadera. Se puede describir de diferentes maneras debido a la inflamación del nervio. Algunos términos descriptivos típicos utilizados para el dolor de la ciática incluyen agudo, punzante o con ardor. El dolor de ciática puede empeorar con el enderezamiento de la rodilla, que estira el nervio ciático y puede hacer que sea difícil pararse después de estar sentado o caminar de manera normal. Puede haber entumecimiento y hormigueo asociados en la pierna o el pie.

El examen físico puede ser capaz de determinar qué raíz nerviosa de la columna vertebral está involucrada. La pérdida de la función intestinal y de la vejiga asociada con el dolor puede indicar una emergencia neuroquirúrgica y la presencia del síndrome de cola de caballo. Si no se reconoce y se trata con cirugía inmediata, existe el riesgo de daño permanente a la médula espinal.

Centro de ortopedia integral. Regístrate y obtén una consulta de valoración a un precio especial aquí.

Consulta de valoración ortopédica con un precio especial

Recibe atención personalizada por un experto y evita complicaciones

Diagnóstico del dolor cadera

El diagnóstico del dolor de cadera comienza con un examen físico y el análisis del historial médico. Durante el examen físico, el médico observa y toca la cadera y otras articulaciones. Asimismo, busca áreas sensibles, dolorosas o hinchadas, así como signos de daño posible en la articulación.

El médico también puede pedir al paciente que mueva la articulación. Esto muestra el rango de movimiento de la cadera y la facilidad o dificultad de movimiento. Dependiendo de los hallazgos de la historia y el examen, se puede ordenar análisis de laboratorio o pruebas de imagen para ayudar a realizar o confirmar el diagnóstico.

Pruebas de imagen

Rayos X (radiografía)

Una radiografía estándar es una prueba simple que sirve para crear una imagen bidimensional de los huesos que forman la articulación. El médico puede usar rayos X para ver:

Alineación de la articulación: los problemas con la alineación pueden causar o empeorar los cambios que resultan de la artritis en cadera.

Espacio de la articulación: el estrechamiento del espacio entre los dos huesos, que normalmente están cubiertos por cartílago, puede ser un signo de artritis y su gravedad.

Espolones óseos: los sobrecrecimientos óseos en la articulación son un signo de osteoartritis.

Estructura ósea: los problemas del hueso, que incluyen fracturas, osteonecrosis y enfermedad de Paget del hueso a menudo son observables en rayos X.

Tomografía computarizada

También llamada exploración por tomografía computarizada (TC), esta prueba no invasiva combina equipos de rayos X con computadoras sofisticadas. Se utiliza para producir imágenes múltiples de la cadera. La computadora puede combinar las imágenes individuales para crear una vista tridimensional de la zona. La tomografía computarizada muestra los tejidos blandos, como ligamentos y músculos, más claramente que los rayos X. Este tipo de imagen es más útil para diagnosticar algunos trastornos de la cadera.

Diagnóstico del dolor de cadera: tomografía computarizada

Resonancia magnética (MRI)

Este procedimiento usa un potente imán conectado a una computadora para crear una imagen de la articulación de la cadera en blanco, negro y tonos de gris. Debido a que una resonancia magnética muestra los tejidos blandos al igual que los huesos, es particularmente útil para diagnosticar lesiones en el cartílago, tendones y ligamentos, así como en áreas de hinchazón.

Análisis de sangre

A menudo, una muestra de sangre o líquido articular puede ayudar a confirmar un diagnóstico; por ejemplo, un análisis de sangre que muestre niveles elevados de factor reumatoide en la sangre. También una prueba que muestre el anticuerpo antipéptido citrulinado cíclico sugiere artritis reumatoide.

Los altos niveles de anticuerpos antinucleares (ANA), anticuerpos anormales dirigidos contra los núcleos de las células, podrían sugerir lupus u otra enfermedad inflamatoria. Una prueba de sangre que detecta una respuesta inmune al agente infeccioso que causa la enfermedad de Lyme podría ser útil para confirmar el diagnóstico de esa enfermedad.

Las pruebas de líquido extraído de la articulación con una aguja pueden revelar cristales de ácido úrico. Esto confirma el diagnóstico de gota o la presencia de bacterias, lo que sugiere que una infección está causando la inflamación de la articulación.

Tratamiento para el dolor de cadera

Es posible que no sea necesario ver a un médico si el dolor de cadera es menor. Los siguientes consejos de cuidado personal podrían ser útiles en caso de padecer dolor de cadera:

Descansar: es conveniente evitar las flexiones repetidas de la cadera y la presión directa sobre la articulación. Tampoco se debe dormir sobre el lado afectado, ni permanecer sentado durante periodos prolongados.

Tomar analgésicos: los analgésicos de venta libre como el acetaminofén, ibuprofeno y naproxeno sódico pueden ayudar a aliviar el dolor de cadera.

Aplicar frío o calor: se recomienda usar hielo o una bolsa de verduras congeladas envueltas en una toalla para aplicar tratamiento de frío en la cadera. Un baño o ducha caliente puede ayudar a preparar los músculos para ejercicios de estiramiento que pueden reducir el dolor.

Fisioterapia de cadera: un plan de terapia física debe enfocarse en disminuir o eliminar el dolor de cadera y mejorar el rango de movimiento y fuerza, para restaurar la función.

Si los tratamientos de autocuidado no ayudan, se recomienda visitar al médico.  En algunos casos, debido al daño que puede presentar el hueso o la articulación de la cadera, es posible que el médico considere usar un implante de cadera.

Es recomendable acudir al hospital o pedir ayuda a alguien para ir a urgencias. La atención inmediata es recomendable si el dolor de cadera es causado por una lesión y se acompaña de lo siguiente:

  • Deformación de una articulación (real o aparente)
  • Incapacidad para mover la pierna o la cadera
  • Imposibilidad de soportar peso en la pierna afectada
  • Dolor Intenso
  • Inflamación repentina
  • Cualquier signo de infección (fiebre, escalofríos, enrojecimiento)

Tu opinión es importante

Tu opinión importaNuestro objetivo en Meditip es informarte y ayudarte a tomar las mejores decisiones acerca de lo más valioso que tienes, tu salud y la de tus seres queridos. Hacemos un gran esfuerzo por presentar información de manera sencilla y fácil de entender. Ayúdanos a saber si estamos haciendo bien nuestro trabajo. Califica nuestro artículo y/o deja un breve comentario.

Fuentes

Arthritis Foundation. (2017). Hip Pain. 7 de junio de 2018, de Arthritis Foundation Sitio web: https://www.arthritis.org/about-arthritis/where-it-hurts/hip-pain/

Arthritis Research UK. (2016). How does the hip joint work?. 7 de junio de 2018, de Arthritis Research UK Sitio web: https://www.arthritisresearchuk.org/arthritis-information/common-aches-and-pains/hip-pain/should-i-see-a-doctor.aspx

Benjamin Wedro, MD, FACEP, FAAEM. (2016). Hip Pain. 7 de junio de 2016¿8, de E Medicine Health Sitio web: https://www.emedicinehealth.com/hip_pain/article_em.htm

Mayo Clinic Staff. (2018). Hip Pain. 7 de junio de 2018, de Mayo Clinic Sitio web: https://www.mayoclinic.org/symptoms/hip-pain/basics/definition/sym-20050684

Firestein GS. (2013). Hip and knee pain. 7 de junio de 2018, de Kelley’s Textbook of Rheumatology. Sitio Web: http://www.clinicalkey.com

Anderson BC. (2014) Patient information: Hip pain (Beyond the Basics). 7 de mayo de 2018, de Up To Date Sitio Web: http://www.uptodate.com/home

¡Califica nuestro artículo!

100%
100%
¡Excelente!

Ayúdanos a mejorar. Califica nuestro artículo para que sepamos si te fue útil y es de tu agrado o bien, podamos mejorarlo para lectores futuros. ¡Gracias!

  • Clasificación de Usuarios (0 Votos)
    0
Compartir en:

Escríbenos