Qué es el dolor de codo

El dolor de codo a menudo es producto del uso excesivo de la articulación. Muchos deportes, pasatiempos y trabajos requieren movimientos repetitivos de manos, muñecas o brazos. La artritis en ocasiones es la causa del dolor de codo. Sin embargo, esta articulación es mucho menos propensa al daño por desgaste que otras articulaciones.

Qué es el dolor de codoEl uso excesivo o la presión repetida en los tendones cerca de la articulación del codo puede sobrecargar estos tejidos, especialmente cuando el tendón se ancla al hueso. Si se produce una sobrecarga, puede causar dolor alrededor del codo, particularmente al usar la muñeca y la mano. Según la ubicación y la gravedad de la lesión, la recuperación total puede llevar meses.

El tipo más común de dolor en el codo se conoce como “codo de tenista”. Una lesión de desgaste similar pero menos común es el “codo de golfista”. A pesar de sus nombres, estas lesiones pueden ocurrir como resultado de una variedad de actividades físicas. Estas pueden ser deportes de raqueta, remo, canotaje, levantamiento de pesas, hockey, lucha libre o natación. Actividades con movimientos repetitivos del brazo también representan un riesgo.

Funcionamiento del codo

La articulación del codo es el sitio donde el hueso largo de la parte superior del brazo (húmero) se encuentra con los dos huesos del antebrazo (radio y cúbito). Es una articulación de bisagra, lo que significa que el brazo se puede doblar. La parte superior del radio también puede rotar sobre la superficie lisa del capitellum, una parte del húmero que permite que el antebrazo gire.

El extremo del húmero tiene dos partes principales de huesos que se pueden sentir a los lados del codo. Estos son:

El epicóndilo lateral está unido a los músculos involucrados en enderezar (extender) la muñeca y los dedos. Estos músculos extensores están conectados al cerebro y sistema nervioso principalmente a través del nervio radial. Este nervio viaja por la parte externa del codo.

El epicóndilo medial está unido a los músculos implicados en la flexión de la muñeca y los dedos, lo que permite agarrar objetos. Estos músculos flexores están conectados al cerebro y sistema nervioso principalmente a través del nervio mediano, que corre delante del codo.

El nervio cubital, que se encuentra justo debajo del epicóndilo medial, es principalmente responsable de los movimientos de los pequeños músculos de la mano. Estos son útiles para movimientos precisos y delicados. Si golpeas tu hueso gracioso, presionas tu nervio cubital.

Centro de Ortopedia Integral. Regístrate y obtén una consulta de valoración a un precio especial, clic aquí.

Consulta de valoración ortopédica a un precio especial

Recibe atención personalizada por un experto y evita complicaciones

Causas del dolor de codo

El dolor de codo con frecuencia tiene causas muy simples y desaparece en pocos días. El dolor generalmente proviene de los tejidos blandos que se tensan o inflaman, como los tendones. Normalmente se puede tratar este dolor con analgésicos de venta libre y descanso.

Es importante no descansar demasiado, ya que la falta de movimiento hace que la articulación se ponga rígida y los músculos alrededor del codo se debiliten. Esto aumenta las posibilidades de presentar más síntomas. Los ejercicios simples pueden ayudar a reducir el riesgo de problemas futuros. Cuando el dolor de codo no desaparece, puede ser por causa de artritis.

Algunas circunstancias que pueden contribuir a las lesiones de codo incluyen:

  • Falta de fuerza o flexibilidad en los músculos del antebrazo
  • Falta de fuerza en los músculos del hombro
  • Inestabilidad de la articulación del codo
  • Técnica deficiente durante actividades deportivas (especialmente tenis y golf) que resulta en presión excesiva sobre la articulación del codo
  • Equipamiento deportivo inapropiado, como una raqueta pesada o el tamaño incorrecto de mango en una raqueta de tenis o un palo de golf
  • Movimientos repetitivos de las manos y los brazos, como trabajar en una línea de ensamblaje
  • Otros factores como molestias en el cuello o irritación nerviosa

Dolor de codo: codo de tenista

Enfermedades relacionadas con el dolor de codo

Si bien las lesiones por uso excesivo como el codo de tenista o codo de golfista son las causas más comunes de dolor, otras condiciones que pueden causarlo son las siguientes:

Bursitis radiohumeral: la bursitis es una inflamación de la bursa (bolsa). Las bursas son pequeños sacos que contienen líquido sinovial, que lubrica articulaciones, músculos y tendones. La bursitis puede ocurrir por el uso constante, presión continua o lesión del codo.

Osteoartritis: el cartílago de la articulación se vuelve frágil y se rompe. Algunos pedazos del cartílago pueden romperse y flotar dentro del fluido sinovial (un líquido dentro de las articulaciones). Esto puede conducir a inflamación y dolor.

Dolor referido: las lesiones de los huesos de la columna pueden irritar los nervios del brazo y causar dolor referido alrededor de la articulación del codo.

Atrapamiento del nervio: el nervio radial es el principal nervio del brazo. Si este nervio no se mueve libremente, puede ocasionar dolor cuando el brazo está estirado. Las vértebras o la articulación del codo pueden pellizcar el nervio radial. Existe evidencia que sugiere que el atrapamiento del nervio contribuye al dolor de codo de tenista en algunos casos.

Esguince o desgarro de ligamentos: resistentes bandas de tejido conectivo llamadas ligamentos mantienen juntas y dan soporte a las articulaciones. Un esguince o desgarro es un tipo de lesión de ligamentos que se caracteriza por la rotura de estos.

Fractura: un golpe fuerte en el codo puede causar que uno de los huesos se rompa o se fisure.

Fractura por arrancamiento (avulsión): una fuerte contracción muscular puede desgarrar el tendón y arrancar pedazos de hueso.

Osteocondritis disecante: en personas jóvenes, una parte del cartílago y hueso puede aflojarse en la articulación.

Diagnóstico del dolor de codo

La mayoría de los problemas de codo puede diagnosticarse y tratarse después de un examen simple. Probablemente no se necesite ninguna prueba especial. El médico puede ordenar radiografías porque muestran una formación anormal de hueso y áreas donde las superficies de la articulación se han desgastado. En ocasiones se pueden ver en las imágenes pequeños trozos de hueso en la articulación. En muy raras ocasiones, se puede necesitar ultrasonido o resonancia magnética (MRI) para descartar o confirmar algún diagnóstico.

Radiografía de codoSi el médico cree que tiene el síndrome del túnel cubital (donde está atrapado el nervio cubital), se realiza una prueba de conducción nerviosa. Esto puede ayudar a confirmar el diagnóstico o mostrar qué tan grave es la compresión. Se coloca pequeños electrodos en la piel para estimular el nervio cubital y medir qué tan rápido se mueve el impulso nervioso. La demora a este estímulo dará una idea de la gravedad de la compresión nerviosa.

A veces, el dolor de codo puede continuar por más tiempo de lo esperado o puede tener otros síntomas además del dolor y la rigidez. En este caso el médico puede sugerir hacer otras pruebas para verificar la causa de los síntomas. Según el problema, puede recomendar tratamientos tales como fisioterapia o inyecciones de esteroides.

Tratamiento para el dolor de codo

Si los síntomas no mejoran o los brotes (episodios) de dolor de codo son recurrentes, es necesario acudir con un médico o fisioterapeuta. Las opciones de tratamiento pueden incluir:

  • Ejercicios para fortalecer gradualmente los tendones
  • Masaje de tejidos blandos
  • Masaje de hielo
  • Acupuntura
  • Sujetar o reforzar el codo (con una cinta o banda)
  • Cirugía: en casos severos y si el dolor no se resuelve en 12 meses.

Los medicamentos antiinflamatorios y analgésicos pueden ayudar a sobrellevar el dolor, pero no mejoran los resultados de forma definitiva.

Existe evidencia de que las inyecciones de corticosteroides pueden ser dañinas a largo plazo. Por esta razón no son recomendables en la mayoría de los casos.

Se necesita más investigación para determinar la utilidad de los nuevos tratamientos, como la inyección de los propios productos sanguíneos de la persona en el tendón o el uso de parches sobre el tendón que pueden ayudar a dilatar los vasos sanguíneos.

Prevención del dolor de codo

Las formas de reducir el riesgo de lesión del codo incluyen:

  • Calentar y enfriar a fondo al hacer deporte
  • Asegurar el uso de una buena técnica y el equipamiento adecuado al hacer deporte
  • Hacer ejercicios de fortalecimiento con pesas de mano: el fisioterapeuta puede definir los ejercicios correctos
  • Evitar o modificar las tareas que ejercen una presión excesiva sobre los músculos del antebrazo

Tu opinión es importante

Tu opinión importaNuestro objetivo en Meditip es informarte y ayudarte a tomar las mejores decisiones acerca de lo más valioso que tienes, tu salud y la de tus seres queridos. Hacemos un gran esfuerzo por presentar información de manera sencilla y fácil de entender. Ayúdanos a saber si estamos haciendo bien nuestro trabajo. Califica nuestro artículo y/o deja un breve comentario.

Fuentes

Better Health Channel. (2014). Elbow Pain. 14 de junio de 2018, de La Trobe University Sitio web: https://www.betterhealth.vic.gov.au/health/conditionsandtreatments/elbow-pain

Arthritis Research UK. (2017). Elbow Pain. 14 de junio de 2018 , de Arthritis Research UK Sitio web: https://www.arthritisresearchuk.org/arthritis-information/common-aches-and-pains/elbow-pain/how-does-the-elbow-work.aspx

Standford Medicine. (2017). Elbow Pain and Problems. 14 de junio de 2018, de Standford Healthcare Sitio web:https://stanfordhealthcare.org/medical-conditions/bones-joints-and-muscles/elbow-pain-problems.html

Mayo Clinic Staff. (2017). Elbow Pain. 14 de junio de 2018, de Mayo Clinic Sitio web: https://www.mayoclinic.org/symptoms/elbow-pain/basics/definition/sym-20050874

American Academy of Orthopaedic Surgeons. (2015) Sprains, strains and other soft tissue injuries. 14 de junio de 2018. American Academy of Orthopaedic Surgeons Sitio Web: https://orthoinfo.aaos.org/en/diseases–conditions/sprains-strains-and-other-soft-tissue-injuries/

¡Califica nuestro artículo!

100%
100%
¡Excelente!

Ayúdanos a mejorar. Califica nuestro artículo para que sepamos si te fue útil y es de tu agrado o bien, podamos mejorarlo para lectores futuros. ¡Gracias!

  • Clasificación de Usuarios (0 Votos)
    0
Compartir en:

Escríbenos