La realidad del sobrepeso en el embarazo

El sobrepeso en el embarazo es más que el sobrepeso. Si estás embarazada y tienes sobrepeso, es el momento de dejar de pensar que comer por dos está bien. Usar la frase en ocasiones no hace ningún daño, pero el control del peso y la alimentación adecuada tienen beneficios inmensos para ti y para tu hijo.

Sin importar el exceso de calorías o la reserva que puedas pensar que tienes, el sobrepeso va de la mano con deficiencias de nutrientes. La escasez o ausencia de vitaminas y minerales vitales representan un peligro para el embarazo. El sobrepeso y el embarazo representan un conjunto de desafíos para las mujeres y los doctores cuando buscan un embarazo exitoso.

Mujer embarazadaEs importante aclarar que no debes dejar de comer durante el embarazo, pues los nutrientes son vitales para que el bebé se desarrolle de forma saludable. También es fundamental saber que es normal y recomendable subir un poco de peso durante el embarazo. Esto da lugar a la pregunta fundamental de este artículo: ¿qué se debe hacer cuando una persona tiene sobrepeso?

Las mujeres con sobrepeso tienen mayor riesgo de presentar complicaciones durante el embarazo, como la preeclampsia, síndrome metabólico y diabetes gestacional. Además, el bebé corre el riesgo de nacer prematuramente y tener defectos de nacimiento. En años anteriores, los doctores no promovían la necesidad de bajar de peso, por temor a que pudiera afectar al bebé. Sin embargo, nuevas investigaciones han demostrado que las mujeres con sobrepeso pueden ejercitarse sanamente y hacer dieta. Esto especialmente para perder peso sin tener algún impacto negativo en la salud del bebé.

¿Cuáles son los riesgos de sobrepeso en el embarazo?

El impacto del sobrepeso en la vida de las personas es significativo. La capacidad del cuerpo de adaptarse hace que el impacto no siempre sea evidente. En el caso del embarazo, el sobrepeso incrementa el riesgo de múltiples complicaciones:

  • Diabetes gestacional: la diabetes gestacional afecta la forma en que las células usan el azúcar (glucosa). Este tipo de diabetes causa niveles altos de azúcar en la sangre que pueden afectar la salud del bebé.
  • Preeclampsia: la preeclampsia es un trastorno caracterizado por presión arterial alta y a menudo una cantidad significativa de proteína en la orina. La condición suele presentarse después de la semana 20. Las complicaciones de la enfermedad pueden ser un colapso de los glóbulos rojos, un bajo recuento de plaquetas en la sangre o una función hepática alterada.
  • Infección: la obesidad incrementa el riesgo de infección de vías urinarias y el riesgo de infección postparto, sin importar si es parto natural o cesárea.
  • Retraso del parto: el retraso del parto puede provocar que la placenta no cumpla con su función de manera correcta, se desarrolle una infección dentro del útero o surjan problemas inesperados durante la labor de parto.
  • Problemas de labor de parto: la necesidad de inducir el parto es más común cuando la mujer tiene sobrepeso.Este también puede interferir con algunos analgésicos, como el bloqueo epidural.
  • Cesárea: el sobrepeso en el embarazo incrementa la posibilidad de cesárea electiva o de emergencia. La cesárea electiva es aquella que se realiza cuando hay una condición que contraindica el parto natural. Además, el sobrepeso puede provocar complicaciones en la cesárea, como infección en la herida. A esto se le suma la menor posibilidad de tener un parto natural exitoso después de una cesárea.
  • Interrupción de embarazo: la obesidad incrementa el riesgo de un aborto espontáneo.

Cómo afecta el sobrepeso en el embarazo al bebé

La obesidad en el embarazo puede causar varios problemas de salud para el bebé, incluyendo condiciones graves, como:

  • Macrosomia: las mujeres que tienen obesidad o sobrepeso están en riesgo de dar a luz a un bebé que es más grande y con más grasa corporal de lo normal. La investigación sugiere que a medida que el peso al nacer incrementa es más probable que el bebé desarrolle obesidad infantil y diabetes tipo 2.
  • Condiciones crónicas: tener sobrepeso durante el embarazo puede incrementar el riesgo de enfermedades cardíacas o diabetes cuando el bebé sea adulto.
  • Defectos de nacimiento: la investigación arroja que la obesidad durante el embarazo incrementa ligeramente el riesgo de tener un bebé con algún tipo de defecto congénito.

El sobrepeso y la infertilidad

La obesidad puede producir infertilidad en alguna medida, al causar desequilibrios hormonales e irregularidades en la ovulación. Esto es así particularmente para las mujeres con sobrepeso u obesidad que buscan su primer bebé. La obesidad está asociada con el síndrome de ovario poliquístico (SOP), una causa común de infertilidad que afecta hasta una de cada cinco mujeres en edad reproductiva. El diagnóstico temprano, una vida saludable y el tratamiento pueden ayudar a optimizar la fertilidad.

El embarazo y el hipotiroidismo

Existe una condición que combina la dificultad para mantenerse en peso con el embarazo. Se trata de las enfermedades de la tiroides y particularmente del hipotiroidismo. Esta condición merece atención particular porque el aumento de peso no está relacionado solo con los hábitos de alimentación y las complicaciones durante el embarazo son muy distintas. La hormona tiroidea juega un papel fundamental en el desarrollo del bebé y no existen de manera natural en la madre, sino a través de suplementos, cuya dosis y administración debe revisarse de cerca.

En este caso particular, el médico obstetra debe conocer a detalle la condición y su evolución. Es recomendable que el endocrinólogo colabore para garantizar que el perfil tiroideo es adecuado según la etapa del embarazo.

Sobrepeso antes del embarazo

Antes de embarazarse, es recomendable revisar el índice de masa corporal (IMC tablas) para calcular si se está en peso. Esto es importante, porque una vez que el embarazo se consiguió, la medición no será precisa.

Revisiones médicas en embarazadaEl IMC de 25 a 29.9 significa que una persona tiene sobrepeso. Cuando es superior a 30, indica que una persona tiene obesidad. En caso de que una mujer tenga sobrepeso, la mejor forma de proteger su salud y la del bebé es perder peso antes de embarazarse. Al acercarse a un peso saludable se incrementa la posibilidad de la concepción natural y se reduce los problemas asociados durante el embarazo.

El médico puede recomendar visitar a un especialista en nutrición como preparativo para embarazarse. Sin embargo, no debe alarmarse de más, pues una mujer con sobrepeso puede tener un embarazo y parto sencillos. El bebé también puede nacer saludable. Los consejos buscan mejorar las posibilidades de salud para todos los involucrados.

 ¿Es seguro bajar de peso durante el embarazo?

Un estudio reciente publicado en el British Medical Journal encontró resultados inesperados en mujeres que tienen sobrepeso en el embarazo. Las mujeres que siguieron un plan de alimentación y ejercicio tuvieron mejores resultados para ellas y sus bebés. Recibieron información acerca de una dieta balanceada, una bitácora de alimentación y ejercicio liviano, como caminar.

El estudio encontró especialmente que los cambios en la dieta contribuyeron a la reducción del 33% del riesgo de preeclampsia. Esto arrojó también una reducción del 61% de diabetes gestacional. Además, alimentarse sanamente reduce el riesgo de prehipertensión,  hipertensión gestacional y de parto prematuro.

Perder peso después del embarazo también puede ayudarte a estar saludable en caso de que planees tener más hijos. Además, es  de gran ayuda para mejorar tu calidad de vida.

Ejercicio en el embarazo

Cuidados especializados durante el embarazo al tener sobrepeso

En caso de tener sobrepeso en el embarazo, el médico tendrá un monitoreo continúo durante toda la gestación. Dependiendo las circunstancias, las recomendaciones serán:

Evaluación temprana de diabetes gestacional: para las mujeres con riesgo de diabetes gestacional, se realiza una prueba de detección llamada prueba de tolerancia a la glucosa. Esta se realiza entre las semanas 24 y 28 de embarazo. En caso de tener sobrepeso u obesidad, el doctor podrá recomendar realizar dicha prueba con más anticipación (antes de la primera visita prenatal). Si la prueba tiene resultados normales, se vuelve a realizar la prueba entre las semanas 24 y 28. Si los resultados son anormales, se necesitarán más pruebas. El médico pondrá en aviso a la persona acerca de sus niveles de azúcar en la sangre, el monitoreo y control.

Ultrasonido fetal: comúnmente se realiza entre las semanas 18 y 20 para evaluar el crecimiento y desarrollo del bebé. Las ondas de ultrasonido no penetran fácilmente la pared abdominal debido al tejido graso. Por esa razón, el sobrepeso en el embarazo puede interferir en la efectividad del ultrasonido fetal. Los resultados pueden ser más precisos si las pruebas se hacen unas semanas después (20 a 22).

Ecocardiografía fetal: el médico recomendará hacer un ultrasonido fetal que muestre una imagen detallada del corazón del bebé entre las semanas 22 y 24. Esta prueba se utiliza para descartar una enfermedad congénita cardiaca.

Visitas prenatales frecuentes: a medida que el embarazo progresa, el médico puede recomendar visitas más frecuentes para monitorear la salud de la mamá y el bebé. De esta manera se supervisa el crecimiento y desarrollo del bebé, así como un plan para el parto.

Tu opinión es importante

Tu opinión importaNuestro objetivo en Meditip es informarte y ayudarte a tomar las mejores decisiones acerca de lo más valioso que tienes, tu salud y la de tus seres queridos. Hacemos un gran esfuerzo por presentar información de manera sencilla y fácil de entender. Ayúdanos a saber si estamos haciendo bien nuestro trabajo. Califica nuestro artículo y/o deja un breve comentario.

Fuentes

Women’s Health Care Physicians. (2016). Obesity and Pregnancy. 11 de febrero de 2018, de The American College of Obstetricians and Gynecologist Sitio web: https://www.acog.org/Patients/FAQs/Obesity-and-Pregnancy

Thornbrug, L.. (2011). URMC / News / Myths and Truths of Obesity and Pregnancy Myths and Truths of Obesity and Pregnancy. 11 de febrero de 2018, de University of Rochester Sitio web: https://www.urmc.rochester.edu/news/story/3371/myths-and-truths-of-obesity-and-pregnancy.aspx

NHS Choices. (2017). Overweight and pregnant. 11 de febrero de 2018, de National Health Service Sitio web: https://www.nhs.uk/conditions/pregnancy-and-baby/overweight-pregnant/

Cafasso, J.. (2016). Safe Weight Loss Tips for an Obese Pregnancy. 11 de febrero de 2018, de Healthline Sitio web: https://www.healthline.com/health/pregnancy/obesity#1

Mayo Clinic Staff. (2015). Healthy pregnancy. 11 de febrero de 2018, de Mayo Clinic Sitio web: https://www.mayoclinic.org/healthy-lifestyle/pregnancy-week-by-week/basics/healthy-pregnancy/hlv-20049471

Shakya S, Zhang H.. (2015). Gestational diabetes mellitus and macrosomia: a literature review. 13 de febrero de 2018, de US National Library of Medicine National Institutes of Health Sitio web: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/26045324

Autor indefinido. (2016). Fertility and a woman’s weight. 13 de febrero de 2018, de Your Fertility Sitio web: https://yourfertility.org.au/for-women/weight-and-fertility/

¡Califica nuestro artículo!


Warning: A non-numeric value encountered in /home/nuevaera1/public_html/meditip.lat/wp-content/themes/smart-mag/blocks/review.php on line 61
0%
0%
¡Excelente!

Ayúdanos a mejorar. Califica nuestro artículo para que sepamos si te fue útil y es de tu agrado o bien, podamos mejorarlo para lectores futuros. ¡Gracias!

  • Clasificación de Usuarios (2 Votos)
    9.8
Compartir en:

Escríbenos