fbpx

¿Por qué no buscar tus síntomas en Google?

Mucha gente lo primero que hace cuando comienza a sentirse mal, en lugar de tomar precauciones de inmediato y acudir al médico, es buscar sus síntomas en Google. Bueno, debes saber que buscar tus síntomas en Google es malo para tu salud. La mayoría de las veces, este autodiagnóstico en Internet siempre apunta hacia algo más siniestro. Por ejemplo, si buscas “dolor de cabeza“, lo más probable es que encuentres alrededor de 20 resultados, cada uno más aterrador que el otro. Existe la posibilidad de que tu dolor de cabeza, según lo que encuentres, se diagnostique como un tumor. O que tu fatiga crónica sea un signo de una enfermedad subyacente, incluido el cáncer. ¡No creas todo lo que lees!

Además de los diagnósticos incorrectos, buscar tus síntomas en Google y autodiagnosticarte puede enmascarar una enfermedad potencialmente peligrosa. Entonces, aparte del diagnóstico erróneo, incompleto e inexacto de innumerables condiciones en sitios web médicos en Internet, existe el riesgo de no poder identificar correctamente una enfermedad, lo que es peor.

Algunas cosas que debes tener en cuenta antes de buscar tus síntomas en Google son las siguientes:

Los médicos pasan años estudiando medicina

Antes de bombardear a tu médico con tu autodiagnóstico “detallado” con la información que encontraste en Internet, considera que estudiar medicina es una labor ardua y compleja. Tu médico puede ver y examinarte físicamente e intuir qué es lo que ocurre contigo de acuerdo a tus síntomas mucho mejor que lo haría un test en línea sobre el dolor de cabeza.

Confía más en la experiencia y conocimiento de un profesional de la salud calificado que en lo que encuentres en una página de internet. Tu dolor de espalda, el lagrimeo constante o la comezón en el antebrazo puede tener muchas explicaciones posibles y no necesariamente que tengas una enfermedad mortal.

Por qué no deberías buscar tus síntomas en Internet

Te puede poner ansioso

Existe un término para la manía o costumbre de buscar tus síntomas en Google: hipocondría digital o cibercondría. Consiste en la tendencia de autodiagnosticarse con condiciones médicas al buscar síntomas en Internet, lo que resulta en una ansiedad crónica.

Por ejemplo, busca cualquier síntoma en línea y seguramente estará relacionado con algún tipo de tumor o cáncer. Googlear tus síntomas también puede hacer que te sugestiones y hacerte sentir más enfermo de lo que realmente estás.

Con el auge del Internet y la información gratuita al alcance de la mano, preocuparnos y sentirnos ansiosos por nuestro estado de salud está a un clic de distancia. Esta nueva ansiedad se puede desarrollar después de una rápida búsqueda en Google. De acuerdo con diversas investigaciones sobre la cibercondría, muchas personas en el mundo sienten ansiedad y miedo por la información médica que encuentran en línea.

Cualquiera puede publicar contenido en línea

Nadie puede dar fe de la calidad y credibilidad de todo el contenido disponible en línea. Si bien un sitio web de salud puede proporcionarte información de fuentes confiables, también puede brindarte enlaces de algunos sitios web incompletos que tienen información falsa o confusa.

Conclusión: Internet no sustituye la ayuda médica profesional

La realidad es que no puedes reemplazar la ayuda médica profesional con una búsqueda en Google. Al hacerlo, inadvertidamente corres el riesgo de sufrir ansiedad y autodiagnosticarte incorrectamente. Hay una gran cantidad de basura presente en Internet que podría no estar ni cerca de la solución real a su problema.

Si bien muchos sitios y páginas web de salud pueden brindar información relevante, ésta no debe tomarse como diagnóstico de ninguna enfermedad ni como sugerencia para automedicarse. Además, aunque no podamos resistirnos a escribir nuestros síntomas en Google para comprender qué nos pasa, es importante conocer la diferencia entre la fuente confiable de información y lo que es una completa basura.

En resumen, el hábito de buscar tus síntomas en internet puede ser muy prejudicial para tu salud. Confía en sitios web que citen sus fuentes de información. Después de leer cualquier cosa alarmante o sugestiva de alguna enfermedad grave, guarda la calma. Lo más probable es que lo que tengas no sea nada de lo que hayas leído. Consulta a un profesional de la salud. ¡Lo mejor es acudir oportunamente a buscar atención médica!

Al acceder a fuentes de información confiables y basadas en evidencia, las búsquedas de salud en línea pueden potencialmente tener un efecto empoderador en los usuarios, ayudándolos a tomar decisiones mejor informadas sobre su salud y recibir atención médica a tiempo.

Icono Redes Sociales Meditip, El Portal de la Salud¡Escríbenos y síguenos en nuestras redes sociales!

Nuestro objetivo en Meditip es informarte y ayudarte a tomar las mejores decisiones acerca de lo más valioso que tienes: tu salud y la de tus seres queridos. Hacemos un gran esfuerzo por presentar información de manera sencilla y fácil de entender. Síguenos por redes sociales y haznos saber si estamos haciendo bien nuestro trabajo. También puedes sugerirnos temas de salud de los que te gustaría aprender más.

Fuentes de consulta:

TNN. (2018). Your habit of Googling your symptoms is bad for your health. 19 de noviembre de 2020, de The times of India Sitio web: https://timesofindia.indiatimes.com/life-style/health-fitness/health-news/your-habit-of-googling-your-symptoms-is-bad-for-your-health/

Matteo Vismaraa, Valentina Caricasole et.al. (2020). Is cyberchondria a new transdiagnostic digital compulsive syndrome? A systematic review of the evidence. 19 de noviembre de 2020, de EL Sevier Sitio web: https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0010440X20300092

Compartir en:

Escríbenos